Tema musical de Ojos de lobo: Déjame ser yo mismo.

martes, 26 de agosto de 2014


 ¡Holaaa! Aquí estoy con nuevo capi. Espero les guste. Un poco largo, lo sé, pero no podía cortarlo debido a como venían los acontecimientos. Es para ustedes con todo mi amor. Un beso y muchas gracias por su compañía. Lou.

Capítulo‭ ‬18
Sentimientos que afloran.

‭(‬Perspectiva de Charles‭)

Una semana había transcurrido desde aquel trágico día que creímos era nuestro fin. Entré a la cocina y descubrí a Margaret observando el jardín a través de una rendija de la ventana.‭ ‬Parecía subsumida en otro mundo.‭ ‬Me acerqué lentamente y puse mi mano en su hombro.‭ ‬Se sobresaltó y giró para mirarme aterrada.

‭—‬Querida,‭ ¿‬estás bien‭?

No contestó,‭ ‬balbuceó apenas unas frases inentendibles.

‭—‬Creo que lo que hemos vivido hace una semana te afectó demasiado,‭ ‬Margaret.‭ ¿‬Por qué no descansas‭?

Negó con la cabeza y bajó la vista.

‭—‬Margaret‭… ¿‬Qué te ocurre‭? ¿‬Puedo ayudarte en algo‭?

Era una mujer muy bella a pesar de ser entrada en años.‭ ‬Levantó los hermosos ojos rosados que tenía y contestó.

‭—‬Sebastien nos ha salvado,‭ ‬temí por mi vida.‭ ‬Por poco no lo logramos,‭ ¿‬no es así Charles‭?

—Pero estamos aquí,‭ ‬Margaret.

‭—‬Sí‭… ‬Sin embargo‭…

—¿Sin embargo‭? –‬pregunté, sumamente intrigado.

‭—‬Si hubiéramos perecido hubiera perdido la oportunidad de hacer lo que siempre soñé hacer.

‭—‬Querida‭… ¿‬Qué es lo siempre has querido hacer y no lo has hecho‭?

Se adelantó hasta quedar a poca distancia de mí.

‭—‬Decirte que te amo, Charles.‭ ‬Te amé desde que entré en esta casa a trabajar para Sebastien.‭ ‬Te amo con todo mi corazón.

Creo que un baldazo de agua extraída del mismo Ártico sobre mi cuerpo,‭ ‬no hubiera producido el efecto que provocó haber escuchado esas palabras.‭ ‬No supe que hacer ni que decir,‭ ‬yo‭… ‬Con tanta experiencia de centenares de años‭…

Por suerte por llamarla de alguna manera,‭ ‬Rodion me salvó.

La puerta de la cocina se abrió y el acompañante eterno de Lenya Craig se apersonó nervioso.

‭—‬Charles‭… ¿‬Mi señor no ha regresado‭? ¿‬Se sabe algo de él‭? ‬No estaba en Murmansk.

‭—‬No Rodion‭ –‬me alejé de Margaret como el gran cobarde que estaba empezando a ser‭—‬.‭ ‬Quizás Sebastien sepa algo,‭ ‬acompáñame.

Me siguió,‭ ‬pero lo más importante no fue la acción de Rodion‭… ‬sino la mía.‭ ‬Abandoné la cocina sin poder decirle una mísera palabra a Margaret.‭ ‬Sabía que le habría costado enorme esfuerzo delatar sus sentimientos y ahora yo ignorante en cuestiones de amor no había podido manejar la situación dejándola sola con su corazón destrozado.

‭¿‬Cómo decirle que en mi vida no habría otra mujer que la madre de mi hija‭? ¿‬Cómo hacerle entender que el sexo y la diversión vacía me habían acompañado por tanto tiempo y no deseaba entregar mi corazón a otra hembra jamás‭? ¿‬Cómo explicarle que nunca amaría nuevamente porque el recuerdo impoluto de mi humana no me abandonaría hasta la muerte‭? ‬No había tenido valor.‭ ‬Pero acaso‭… ¿‬No era más cruel dejarla sin una explicación‭?

Tuve intenciones de regresar,‭ ‬de explicarle,‭ ‬de pedirle disculpas por mi reacción,‭ ‬aunque no lo hice.

Rodion caminó nervioso a través de la sala,‭ ‬sus manos se retorcían una y otra vez mientras sus ojos buscaban en los rincones sin buen resultado.

‭—‬Toma asiento Rodion.

‭—‬Gracias,‭ ‬estoy bien de pie.

‭—¿‬Te has alimentado‭?

—Acabo de llegar de Murmansk.‭ ‬En el camino‭… ‬Gracias, estoy bien.

‭—¿‬Había señales de Lenya en la casa‭? ‬Digo‭… ‬Esa que saquearon los rusos‭…

Me miró fijo y bajó la vista.

‭—‬No.‭ ‬Mi señor no ha pasado por allí‭… ‬Charles,‭ ¿‬dónde se encuentra‭? ¿‬Qué ha pasado con él después de su viaje al Polo Norte‭?

—No lo sé.‭ ‬Ten paciencia,‭ ‬ya volverá.

En realidad me importaba Lenya y su reacción.‭ ‬Después de haberle confesado que su padre lo había querido y cuidado a la distancia,‭ ‬ignoraba que decisión tomaría al respecto.‭ ‬Cuando se desvaneció en el jardín pensé encontrarlo en la sala pero él no apareció.‭ ¿‬Dónde habría ido‭? ‬Quizás regresara cuando estuviera preparado para enfrentar a su hermano y decirle que empezarían de cero.‭ ‬Tal vez eso nunca ocurriría y no lo volveríamos a ver.

Traté de calmar la ansiedad de Rodion.

‭—‬Ten paciencia.‭ ‬Volverá y te cubrirá de órdenes como siempre.

Sonrió.

‭—‬Lo quiero mucho‭ –‬meditó casi sin voz.

‭—‬Tengo curiosidad de saber el porqué de tanto amor.‭ ‬He visto como te desprecia.‭ ‬Sin embargo‭ –‬dije acercándome para contemplar sus ojos‭—‬,‭ ‬no es miedo lo que te mantiene cerca de él.‭ ¿‬Por qué Rodion‭? ¿‬Por qué lo quieres tanto a pesar de todo‭?

—Porque es el hijo de la mujer que amé.

Nombrar el amor me sacudió nuevamente.‭ ‬Vinieron imágenes de Margaret confesando sus sentimientos,‭ ‬su mirada,‭ ‬su voz segura,‭ ‬su fortaleza para enfrentarme.‭ ¡‬Qué canalla me sentía habiéndola dejado sola con toda esa carga‭!

Bianca y Sebastien bajaron la escalera con gran sonrisa y cogidos de la mano.‭ ‬Verlos juntos y felices me recordó que nada había sido fácil para los dos.‭ ‬El hecho de estar juntos significaba que antes habían recorrido un camino espinoso de idas y vueltas.

Sería posible que hoy todo torturara mi accionar.

Mi querida humana se acercó y su radiante rostro me puso feliz.

‭—‬Buen día Charles.‭ ¿‬Has visto el sol‭? ¿‬Será el sol de medianoche‭? ‬Estamos en primavera,‭ ¿‬no es cierto‭?

—Sí Bianca,‭ ‬es probable que si el tiempo se normalice tengamos hasta un verano normal.

Busqué a Sebastien al pie de la escalera.‭ ‬Hablaba con Rodion sobre Lenya.‭ ‬Evidentemente estarían ambos preocupados por su insólita desaparición.

Sebastien levantó la vista y se encontró con mi iris.‭ ‬Si yo conocía cada gesto y cada mirada de él,‭ ‬a él le ocurría lo mismo conmigo.

‭—‬Charles‭ –‬murmuró‭—‬,‭ ‬necesito hablar contigo a solas.

‭—‬Perfecto‭ –‬sonreí‭—‬.‭ ¿‬Vamos al jardín‭? ‬Quizás el sol nos broncee la piel‭ –‬bromee.

‭—‬Muy chistoso,‭ ‬ven a mi Estudio.

Lo seguí como si siguiera a un amo.‭ ‬Jamás me había sentido así con Sebastien y nunca él me haría ver su estatus dentro del clan pero era yo que en ese momento me sentía débil y pequeñito.‭ ‬No ante la ponencia del líder de los vampiros,‭ ‬sino ante la inmensidad del amor.

Tomé asiento y automáticamente quité la franela de mi bolsillo.‭ ‬Comencé a lustrar la parte más cercana del escritorio.

‭—¡‬Pensar que lo he lustrado hace un día‭! ¿‬Puedes creerlo‭? ‬Mira el polvo que tiene‭…

—Charles,‭ ‬deja el escritorio en paz y mírame cuando te hablo.

Se sentó frente a mí y sus ojos,‭ ‬ese iris plateado que habían enamorado a Bianca,‭ ‬se clavaron en mi rostro.

‭—¿‬Qué ocurre Charles‭?

—Mmm‭… ‬Nada,‭ ¿‬por qué‭?

—Charles‭… ‬A mí no me engañarás nunca.

Me recosté en el respaldo de la silla y suspiré.‭ ‬Para que perder tiempo.‭ ‬Tenía razón‭…

Poco a poco le conté a Sebastien lo que había ocurrido en la cocina con Margaret instantes antes.‭ ‬Él me escuchó atentamente sin agregar palabra,‭ ‬después cuando finalicé el corto relato negó con la cabeza repetidas veces.

‭—‬Charles‭… ‬Tu mujer jamás volverá.

‭—‬Eso lo sé,‭ ‬no soy tonto.

‭—‬Intentar amar a otra persona no te volverá su traidor.

‭—‬De eso no estoy tan seguro‭ –‬murmuré.

‭—‬Charles,‭ ‬regálate otra oportunidad.‭ ¿‬No te agrada Margaret‭? ‬Intenta con otra hembra‭…

—Margaret es muy bella e inteligente‭ –‬lo interrumpí‭—‬.‭ ‬No se trata de Margaret.‭ ‬Se trata de mí y lo que siento a partir de que la madre de mi‭  ‬hija abandonó este mundo.

‭—‬Por favor Charles,‭ ‬quiero verte feliz.

‭—‬Soy feliz con todos ustedes.

‭—‬Lo eres,‭ ‬no lo dudo.‭ ‬Me refiero que debes abrirte y darte otra oportunidad.‭ ‬El amor nos hace dichosos.‭ ‬He cambiado a partir de Bianca,‭ ‬lo sabes de memoria.‭ ‬No te castigues por algo que no has tenido la culpa.‭ ‬Ella no murió por el parto,‭ ‬la enfermedad que contrajo nada tenía que ver contigo.

‭—‬No la salvé.‭ ‬Pude haberla convertido‭… ‬A mi hija también‭… ‬Tendría ambas conmigo ahora.

‭—‬No Charles,‭ ‬no hubiera sido lo correcto.‭ ‬Tú sabes el porqué.

‭—‬Sí‭… ‬Ellas no lo hubieran querido. Las conocía demasiado para saber que eran muy religiosas y creyentes. No me lo hubieran perdonado.

‭—¿‬Entonces‭?

—Nada‭… ‬Seguiré en este mundo amando a la única mujer que he amado.

‭—¿‬Aunque esté muerta y tu sigas vivo‭?

—Te equivocas.‭ ‬Parezco vivo.‭ ‬Cuando murieron… ‬partí con ellas.

‭(‬Perspectiva de Lenya‭)

En Murmansk había nacido y en Murmansk creí que viviría eternamente.‭ ‬No porque fuera el mejor rincón del mundo.‭ ‬De hecho buscando alimento había recorrido varios lugares remotos que lucían como edenes,‭ ‬pero aquí estaba enterrada mi madre,‭ ‬en el Oblast de Rusia,‭ ‬y había jurado no separarme de ella.

Ahora‭… ‬Me la llevaría conmigo.

Me sentía triste,‭ ‬un poco enojado.‭ ‬Sí‭… ¿‬Mi madre desconocía que mi padre me rondaba o lo ignoraba como yo‭?

Aprovechando el atardecer cogí una pala del sótano y una bolsa negra de consorcio de mi casa y caminé hacia las laderas,‭ ‬en dirección opuesta al puerto.‭ ‬Rodion no tardaría en buscarme a causa de mi repentina desaparición de la mansión de los Craig y no quería que me encontrara.‭ ‬No en este estado tan vulnerable.‭ ‬Deseaba estar solo con mi rabia y mi dolor.

El cementerio de la zona era extenso.‭ ‬No sólo era un depósito de cadáveres convencional de aquellos a los que nadie recordaba,‭ ‬sino que además usaban estas tierras olvidadas para desmantelar submarinos nucleares.‭ ‬El campo no corría riesgo de detonar por viejas minas pero si hubiera sido humano hubiera corrido peligro de intoxicarme por alguna emanación.‭ ‬Esa era la ventaja de ser un vampiro.‭ ‬Una de las pocas ventajas,‭ ‬porque si hacía memoria, desde que había tenido uso de razón, no ser humano me había privado de disfrutar las delicias de la vida.‭ ‬Comer normal,‭ ‬tener amigos,‭ ‬amar a una mujer que me quisiera de verdad.

Mientras tomaba el sendero pedregoso esquivando unos viejos casquetes de un modelo que había llegado a ser célebre,‭ ‬el llamado Kursk hundido en el Mar de Barents,‭ ‬razoné que Sebastien era un vampiro y sin embargo disfrutaba a pleno,‭ ‬contaba con amigos,‭ ‬y una mujer que lo amaba.‭ ‬Sí‭… ‬Aunque fuera humana.‭ ‬Entonces‭… ‬Mi desgracia no se debía a mi origen inhumano,‭ ‬era yo que me merecía cada cosa desgraciada.‭ ‬Desde vivir apartado de mi padre a partir de mi nacimiento,‭ ‬allá hace tantos años,‭ ‬hasta andar errante buscando satisfacer mis deseos primitivos.

Cuando llegué a la arcada de la entrada,‭ ‬me detuve.‭ ‬Allí estaba Gólubev en una casilla de madera de dos por dos lo bastante borracho para no darse cuenta que alguien se le acercaba.‭ ‬El retirado militar era un viejo que cumplía el turno nocturno de oficial de guardia.‭ ‬Me conocía desde hace bastante tiempo desde que una noche le pedí poder enterrar a mi madre en esas tierras infértiles y abandonadas.‭ ‬No tenía dónde depositar su cuerpo destrozado.‭ ‬En cualquier cementerio común hubiera llamado la atención, pero ese humano se compadeció de mí.‭ ‬Fue una suerte ya que en el estado que me encontraba después de encontrar a mi madre rota en pedazos, no tenía fuerzas ni para defenderme y menos para atacar.

Recuerdo que él me preguntó,‭ “¿‬qué le ha pasado a tu madre‭?” ‬Le contesté,‭ “‬la mataron los lobos‭”‬.‭ ‬Gólubev se puso furioso y exclamó,‭ “¡‬malditos lobos‭!” ‬Creo que esa frase lo convirtió en un aliado.‭ ‬Es cierto que ahora estaba muy viejo y a veces repetía incoherencias a causa de la bebida,‭ ‬sin embargo era el único humano en el que podía confiar.

Me detuve bajo el potente farol que iluminaba la zona.‭ ‬El crepúsculo nos estaba abandonando y pronto si no era por esa luz artificial quedaríamos sumidos en una profunda oscuridad,‭ ‬hecho que provocaría mi descontrol.‭ ‬Yo no soportaba la oscuridad.

‭—‬¡Lenya‭! –‬dijo Gólubev,‭ ‬y salió de la caseta para recibirme.

Vi que cogía de un pie mucho más de lo que lo hacía generalmente.

‭—‬¡Lenya‭! ‬No te esperaba.‭ ‬Creí que vendrías a fin de mes,‭ ‬como siempre lo haces.

‭—‬Hola Gólubev,‭ ‬no he venido a visitar a mi madre,‭ ‬sino a llevármela.

Se detuvo antes de llegar a mí y me miró con esos ojos vidriosos y vacíos.

‭—‬¿A dónde te llevas los restos,‭ ‬muchacho‭? ¿‬Estás loco‭?

—No Gólubev la enterraré cerca del lugar donde estaré viviendo de ahora en más.

‭—‬¿Te vas de Murmansk‭?

—Sí‭… ¿‬Qué tienes en la pierna‭? ¿‬Te noto peor‭?

—OH‭… ‬Sí‭… ‬No hay mucho por hacer,‭ ‬Lenya.‭ ‬El cáncer a los huesos se ha propagado.‭ ‬Es una metástasis‭… ‬Sí‭… ‬metástasis dijo el médico.

‭—‬¿Te diagnosticaron cáncer‭? –‬pregunté dejando la pala a un costado.

‭—‬El médico me dijo,‭ “‬usted sufre osteosarcoma.‭ ‬Lenya,‭ ¿‬por qué los médicos no hablan fácil‭? ¡‬Cáncer doctor‭! ‬Eso le grité,‭ ¡‬dígame cáncer‭!

Sonreí.

‭—‬No te des por vencido Gólubev,‭ ‬hay mucho adelanto en la medicina.

Rio con una carcajada casi doliente.

‭—‬No me digas eso Lenya,‭ ‬tú no.‭ ‬En mi caso avanzado no tengo cura.‭ ‬Si hubiera ido al médico en cuanto los síntomas comenzaron a molestarme.‭ ‬Tú no me digas que me curaré,‭ ‬tú y yo hablamos claro siempre.‭ ¿‬No es así‭?

—Sí‭…

Aunque pensé que él ignoraba lo más importante,‭ ‬mi secreto.‭ ‬Sin embargo nunca había hecho falta entre nosotros rebelar mi verdadera identidad.

Entró a la pequeña casilla y tomó un pequeño farol de aceite encendido y una llave de diez centímetros.‭ ‬Buscó una pala un poco más grande que la que traía.‭ ‬Se dirigió a los portones altos y negros que separaban el mundo de los muertos y el reino de los deshechos, con el resto de Murmansk.

‭—‬Vamos Lenya,‭ ‬apresurémonos.‭ ¿‬Sabes‭? ‬Estos días han venido por unos misiles que se hallaban abandonados por aquí.

‭—‬¿A sí‭?

—Sí.‭ ‬Hablaban entre ellos,‭ ‬eran tres,‭ ‬militares me supongo.

‭—‬¿Y qué decían‭? –‬lo observé mientras introducía la llave de bronce en la cerradura.

‭—‬Hablaban sobre el proyecto Boréi.‭ ‬Los nuevos submarinos.‭ ‬Al parecer son submarinos inteligentes,‭ ‬bueno‭… ‬estratégicos dijeron ellos.‭ ‬EEUU le teme.

Resoplé.‭ ‬Los humanos siempre inventando como destruirse.

‭—‬¿Bebiste mucho hoy‭? –‬le pregunté.

‭—‬No no‭… ‬Una petaca de vodca.‭ ‬La última de las que me has traído el mes pasado.

‭—‬¿Te tomaste las quince‭? ‬Dijimos una cada tres días.‭ ‬No me dan las cuentas, Góluvbev.

‭—‬¡Ay estás pareciéndote a la bruja de mi mujer‭!

Sonreí.

Al cerrar el portón comenzamos a transitar un camino sinuoso rodeado de bloques de cemento e hierros retorcidos.

‭—‬¿Qué más dijeron los militares,‭ ‬Gólubev‭?

—No escuché mucho más,‭ ‬cuchicheaban.‭ ‬Escuché apenas que los submarinos podrían entrar a un área de impacto sin ser detectados y efectuar el disparo de misiles.‭ ¿‬Te imaginas,‭ ‬Lenya‭?

—Sí,‭ ‬me imagino.

‭—‬Es una pena que no usen la inteligencia para curar el cáncer.‭ ‬Armas y más armas,‭ ‬sólo eso impulsa al mundo.

Reí.

‭—‬No pareces un oficial retirado.‭ ‬Hablas como una ama de casa.

‭—‬¿La muerte‭? ‬Sí,‭ ‬la muerte cercana te hace reflexionar.

‭—‬No pienses en eso.

‭—‬Debo pensar,‭ ‬Lenya.‭ ‬Es más,‭ ‬he pensado en ella desde que tú te has ido.

‭—‬¿Eso por qué‭?

Se detuvo de pronto y me miró a través de la luz débil del farol.

‭—‬Quería pedirte un gran favor.

‭—‬¿A mí‭? ¿‬Dinero‭? ¿‬Más alcohol‭? ‬Te confieso que no creo que regrese por estos lados.

‭—‬Por eso mismo.‭ ‬Porque me acabas de decir que te llevarás los restos de tu madre contigo y te mudarás.‭ ‬No tendré a quien acudir cuando llegue el momento.

‭—‬¿El momento‭?

—No quiero seguir aumentando el sufrimiento que me espera por esta puta enfermedad y a la vez‭… ‬No tengo valor para quitarme la vida.

‭—‬¿Entonces‭? –‬pregunté.

‭—‬Por favor‭… ‬Hazlo por mí.

Lo ignoré...

‭—‬Vamos Gólubev.‭ ‬Debo llevarme a mi madre.

Continuamos caminando en silencio por unos cinco minutos.‭ ‬Una chapa herrumbrada de dos metros por uno con un número apenas legible me indicó que estaba próximo a la improvisada tumba de mi madre.

Tras un montón de escombro me detuve.‭ ‬Hace tiempo atrás había enterrado a mi madre en una bolsa de arpillera,‭ ‬fue lo primero que encontré en el medio de la desesperación.‭ ‬Bajo las piedras en forma de pirámide la había depositado con la pena carcomiéndome el alma.‭ ‬En aquel momento Gólubev se mantuvo distante y apartado permitiéndome que yo realizara cada acción mientras el duelo me abría las entrañas por el dolor.‭ ‬Me quedé toda esa noche llorándola y hablándole como si me escuchara.‭ ¿‬Qué iba a hacer sin ella‭? ‬Mi guía,‭ ‬mi fortaleza,‭ ‬la única parte de bondad que anidaba en mi corazón.‭ ‬Ella solía decirme,‭ “‬Lenya tú no eres malo,‭ ‬tú eres un ser bueno.‭ ‬Sólo permite que los demás te quieran.‭” ‬Yo le respondía,‭ “‬si mi padre no me quiso,‭ ‬nadie me querrá.‭ ‬Sólo tú me has querido.‭ ‬Nunca seré bueno.‭”

Volví al presente,‭ ‬cuando culminé la penosa tarea de extraer toda la tierra dura del pozo,‭ ‬contemplé la bolsa de tela vieja y roída por los años y la humedad.‭ ‬Muchas lluvias se habían colado por las grietas minúsculas día a día,‭ ‬año tras año,‭ ‬como si fueran lágrimas del cielo que se fueron vertiendo de a poco.‭ ‬Ella era una vampiresa,‭ ‬pero igual se merecía que el cielo llorara por ella‭…

Tomé la bolsa de arpillera y la coloqué a un costado.‭ ‬La noté más liviana que esa vez.‭ ‬Por supuesto,‭ ‬ya no era un cuerpo despedazado sino unos frágiles huesos.‭ ‬Lentamente la abrí y contemplé aquello que había quedado finalmente de toda esa belleza que era ella.

‭—‬Mamá‭… —‬murmuré‭—‬.‭ ¿‬Por qué no estarás conmigo‭? ¿‬Por qué tuvieron que matarte y dejarme solo‭?

Lloré‭… ‬Mientras Gólubev aguardaba en silencio a unos metros.

De pronto, la voz de Charles retumbó en mi cabeza.

‭“‬Lenya tienes una familia allí.‭ ‬Y lo más importante hay un hermano que te espera‭”‬.‭ ‬La voz de Charles volvió clara y persistente.

‭¿‬Tenía una familia en Kirkenes‭? ¿‬Podría ser‭?

Recogí los huesos de mi madre y los coloqué en la bolsa nueva.‭ ‬Gólubev se acercó lentamente.

‭—‬Gólubev,‭ ¿‬me ayudas a volver la tierra a su lugar‭?

—No‭ –‬me dijo tristemente.

Lo miré mientras dejaba el farol a dos metros de mí sobre unas piedras.‭ ‬Quitó una navaja del bolsillo de su saco de abrigo y me lo extendió.

‭—¿‬Qué es eso‭? ¿‬Para qué lo quiero‭?

—Vamos Lenya,‭ ‬por toda la ayuda que te brindé,‭ ‬hazme tú ese favor.‭ ‬El pozo será mi hogar eterno a partir de hoy.

‭—¡‬Tú estás loco‭!

—Anda amigo.‭ ‬No quiero sufrir más.

Mis ojos lo miraron desconsolados.‭ ‬Había matado humanos sin cargo de conciencia pero esta vez era distinto.

‭—‬No quiero hacerlo.‭ ‬Habla con los médicos,‭ ‬quizás‭…

—No hay quizás.‭ ‬Lo sé.‭ ‬Termina mi tortura porque no tengo valor para matarme.

Observé la navaja cuyo filo destellaba a luz del farol.‭ ‬La tomé entre mis dedos y lo miré.

‭—‬Gólubev‭… ‬Guarda la navaja.‭ ‬Lo haré a mi manera y juro que no sufrirás.

‭—¿‬A tu manera‭? –‬preguntó.

‭—‬Sí‭… ‬Cierra los ojos,‭ ‬pero antes‭… ‬Quiero darte las gracias.

Sonrió.

‭—‬De nada.

Fue lo último que atinó a decir.‭ ‬De un salto hinqué mis colmillos en la yugular y succioné hasta dejarlo sin vida.‭ ‬Ni una queja de sus labios.‭ ‬Poco a poco se apagó como la llama de una vela.‭ ‬Lo cargué en brazos y lo deposité en el pozo.‭ ‬Tomé la pala y lo sepulté.‭ ‬Sentí un alivio extraño que nunca había experimentado.‭ Siempre hacía todo a cambio de favores y ahora me hallaba allí habiendo cumplido el deseo de algo parecido a un amigo que ansiaba dejar de sufrir.

Amigo‭… ¡‬Qué extraña palabra‭!

‬Antes de retirarme con el farol y los restos de mi madre miré el cielo de un espeso azul marino.

‭—‬A lo mejor mamá tenías razón.‭ ‬Quizás ya no quiera ser malo.





7 comentarios:

  1. Vaya un capitulo de muchas emociones, primero Margaret le confiesa su amor a Charles y él no sabe q hacer con esa confesión, ojala él se diera una oportunidad en el amor xq nadie merece estar solo...y despues Lenya fue a buscar el cuerpo de su mamá y q bueno q la entierre en un lugar mucho mejor, hasta ayudo a su amigo en morir en paz y no con sufirmiento, esperemos q Lenya regrese con su familia y no se quede solo, Luo muchas gracias x el capitulo me gusto mucho!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Laura! Veremos que hace Charles, creo que por ahora está confundido ya que no esperaba esa confesión. Lenya llevará los restos de su madre peeerooo habrá que ver que dicen los Craig...
      Es un largo proceso el cambio en las personas y en los vampiros no es una excepción. Un beso grande y muchas gracias por leerme y comentar.

      Eliminar
  2. Hola Lou... he visto tu publicación y por aquí me tienes ;-)
    Me ha sorprendido Margaret y, por lo tanto, comprendo la sorpresa de Charles
    Siento que Charles esté tan cerrado al amor pero, a veces, es inevitable... debió sufrir demasiado con la muerte de su esposa e hija
    También me ha sorprendido que Rodion quiera y se preocupe por Lenya... tuvo que amar mucho a su madre
    Lenya tenía un amigo, Gólubev, y lo ha ayudado a morir... ha sido impresionante y que desenterrara a su madre también
    Estoy muy de acuerdo en que sería más beneficioso para el mundo menos submarinos y misiles... y más empeño en erradicar enfermedades
    Me ha gustado que digas que la lluvia son lágrimas del cielo... bueno, a lo mejor, el cielo necesita desahogarse de algún modo
    Felicidades por este nuevo capítulo, me ha encantado
    Sí, hay muchos sentimientos que afloran
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Mela! Encantada de verte nuevamente por aquí. Muchas gracias por todos los comentarios que me has dejado en los anteriores capítulos. Lenya tendrá que recomenzar y no sabemos que pasará con los Craig cuando él se una a ellos. No será fácil.
      Charles se merece una oportunidad para el amor y Margaret se la está dando, hay que ver si le ha llegado a tiempo según sus convicciones. Gracias por tu entusiasmo y compañía. Un beso enorme amiga.

      Eliminar
  3. ¡Hola querida Lou!

    Creo que me he quedado tan de piedra como Charles con lo de Margaret, que la verdad me hace un poco de ilusión estén juntos porque creo que harían una linda pareja, pero más allá de eso en realidad está el tema de que Charles tiene que cerrar algunas viejas heridas para poder avanzar en ese sentido y espero que sea así, me alegra que Sebastien lo conozca tan bien y pueda ayudarlo.

    Lo de Lenya me ha dado mucha pena, me inspira muchísima ternura el que esté tan confundido, que no sepa muy bien qué pensar o creer, pero lo veo por muy buen camino. Lo malo es que sospecho se vienen días difíciles para todos...

    Un excelente capítulo, como siempre, muchas gracias por compartirlo.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Mi querida Claudia! A mí me da mucha pena Lenya pero cada uno cosecha lo que siembra. Él interrumpió la vida de los Craig aunque él sea uno de ellos no de la mejor forma, así que veremos que pasa en la mansión. Por otro lado Charles se ha conmocionado con esa confesión, esperamos todos que encuentre la felicidad, se lo merece. Un besote grande tesoro y muchas gracias como siempre.

      Eliminar
  4. magnífico, éste relato, pero sin menos preciar todos y cada uno, eres una escritora soberbia,,,felicidades,,solo una cosa, no nos hagas esperar mucho tiempo, antes de tu próxima entrega,,,besos.-

    ResponderEliminar